Se ha producido un error en este gadget.

Los Vampiros nos son cosa de Ciencia

Disclaimer estos personajes son propiedad de la FOX y Stephenie Meyer.


Parte 1


Hoy como otros días en el poblado de Forks el clima era húmedo, cargado de una niebla espesa pero con claros indicios de que el día mejoraría, por lo menos en su ambiente. Una pareja se preparaba para descubrir todos los misterios que el frondoso bosque podía entregarles en su primera visita al pueblo, como buenos turistas contaban con todo el equipo que creían necesario, como personas nada los prepararía para ver lo que les deparaba su aventura. El camino era rocoso, a lo lejos se observaba un lago hermoso, era la única palabra posible para describirlo, llevaban unas cuantas horas de camino así que decidieron refrescarse acercándose a las cristalinas aguas, pero en el momento en el que intentaban cruzar un viejo árbol tirado, percibieron un olor putrefacto. Un animal muerto sin duda, pensaron ambos, lamentablemente la suerte no corrió de su lado y la ingenuidad de aquel pensamiento se esfumo al tratar de bajar del árbol, pues en el intento una parte de la corteza se desprendió y dejó al descubierto un cadáver.


(Desde la perspectiva de Booth y Brennan)
En poco tiempo, el jefe de policía ya estaba examinando el área.
— Ya revisamos el área — decía uno de los hombres que observaban el escenario.
— No toquen nada y resguarden el lugar, será mejor llamar a un equipo forense, no quiero más personas involucradas en esto— dijo el Jefe de policía Swan Comenzaba ya a anochecer, cuando el equipo de F.B.I. apareció en el lugar.
— Buenas noches — se acerco diciendo un agente — soy el Agente Especial Seleey Booth y ella es la Dra. Temperance Brennan — dijo señalando a la mujer que venía junto a él.
— Hola, buenas noches soy el Jefe de policía Swan, los hemos llamado ya que en la mañana unos excursionistas encontraron un cadáver.
— Dígame en donde están esas personas — pregunto Booth, para poder ir a interrogarlos — Huesos comienza a analizar el cuerpo, o nos quedaremos congelados igual que el — dijo señalando el cuerpo de la víctima.
— ¿Que cree que le haya ocurrido? Doctora — pregunto un poco asqueado el jefe de la policía
— Hombre caucásico de aproximadamente 19 años, que obviamente perdió la cabeza y el miembro superior izquierdo
— ¿Cree que se lo haya comido algún animal? — dijo alejándose un poco
— No, las vertebras c2 y c3 indican que la victima murió antes de que el cráneo fuera removido — al examinar la herida de la clavícula izquierda, noto la ausencia del rastro que debió haber dejado la sangre — Esto es extraño...
— ¿Qué? — pregunto confundido el hombre.
— Debería ponerse a buscar los huesos restantes para enviar todo al Jeffersonian — dijo al jefe Swan al cual no pareció gustarle el tono que Brennan utilizo.


Al cabo de un rato el agente regreso a ver cómo iba su compañera.
— Vamos Huesos, en este lugar hace mucho frio, mandemos todo al Jeffersonian y mañana lo sigues examinando - le pidió Booth.
— Deberías haber venido más abrigado— contesto sin levantar la vista de los restos— ¿acaso no sabes que el microclima de Forks es húmedo?
— ¡Claro como si conociera todos los del país!, por cierto ¿te has dado cuenta del tamaño de este pueblo?
— Aunque no lo creas yo tampoco lo se todo, pero revise el reporte del clima antes de venir. Y en el pueblo solamente habitan 3.120 habitantes no tendría por que ser más grande el lugar, tiene el espacio suficiente para realizar sus actividades cotidianas.
— Ok Huesos, ahora podríamos irnos a tomar una taza de chocolate bien caliente y luego meternos en la cama — dijo Booth sin darse cuenta del modo en que había sonado su invitación.— e...es decir tu en tu cama y yo en la mía, en habitaciones separadas, totalmente alejadas — contestó con evidente nerviosismo.
— Si Booth ya lo sé, aunque sea un pueblo pequeño creo que debe haber suficientes habitaciones para que cada quien se quede en una sola, ¿Por qué te tiembla la voz?
— Por el frio, ¿no sientes que aquí hay como veinte grados bajo cero?
— Eso es imposible, aquí...
— Si ya entendí, ya entendí, es solo una forma de decir — no dejó que terminara la frase — entonces, ¿nos vamos ya?


Después de pasar una fría noche Booth se levanto y después de arreglarse se dirigió al cuarto de su compañera para llevarla a desayunar, no se sorprendió al encontrarla levantada, ambos decidieron salir del pequeño hotel ya que después de todo el pueblo tenía una estupenda vista.
Cuando iban por la calle buscando un lugar acogedor para comer, vieron un flamante descapotable rojo, ostentoso para lo que se esperaría ver en aquel lugar, y al volante a una mujer rubia, que dejo a un Booth tan sorprendido que Brennan lo descubrió con la boca abierta.
— Booth cierra la boca — le susurró cuando ambos se detuvieron a unos metros de donde segundos antes estaba estacionado el auto
— ¿Qué? — pregunto Booth saliendo de su letargo.
— ¿Que cierres la boca, pareces un bobo, que fue lo que te dejo tan impresionado la rubia o el auto? — pregunto Brennan al darse cuenta de que Booth seguía con la vista clavada en aquel carro, que desaparecía en medio del bosque.
— Bueno Huesos no me vas a negar que ese era un auto fantástico.
— Solo es un auto, además no solo observabas el carro, creo que te impresiono la mujer que lo conducía.
— Ay Huesos de que hablas. Anda vamos a desayunar. — dijo Booth finalizando la conversación.

Parte II

Terminando de desayunar, regresaron a la escena del crimen para determinar que mas seria llevado al instituto Jeffersonian. Al no tener mas pistas sobre el posible asesino de la victima Booth y Brennan decidieron regresar a Washinton D. C.. Cuando estaban recogiendo sus cosas del hotel. El jefe de policia Swan los encontro a la salida para pedirles que lo acompañaran a las afueras de la ciudad, a la carretera, pues un accidente habia ocurrido y penso que tal vez seria de su interes, ya que habia un cuerpo implicado.



Una vez que llegaron al lugar del accidente, ubicado a un kilometro de una desviacion en la carretera; encontraron una camioneta Ford estrellada contra un árbol, donde se alcanzaba a ver un cuerpo incrustado en el parabrisas. El equipo forence de la policia local ya habia acordonado la zona para cuando los tres llegaron.
— Mira Huesos, lo que hicieron estos novatos, han removido una parte importante de la evidencia — dijo Booth molesto, al no encontrar ni una gota de sangre.
— Creo que mi gente es muy competente, agente Booth, como para cometer esos errores — dijo Charlie molesto
— No esperen, el otro cuerpo se encontraba en las mismas condiciones. Sin rastro de sangre — dijo Brennan, mientras los tres examinaban el cuerpo — evidentemente hombre, yo diria que menor de 20 años, pero deberiamos mandarcelo a Cam ya que los muertos con piel son su especialidad
— Digame ahi alguna vivienda cerca del perìmetro — pregunto Booth.
— Bueno... pues sì... esta la casa de los Cullen, cerca del rìo — contesto el jefe Swan, que no estaba seguro de si era buena idea llevar a los agentes a casa de su hija.
— Tendremos que hacerles una visita.
—¨Pero no creo que ellos tengan algo que ver con los hechos.
— Pues eso espero, ademàs ellos nos podrian informar de sucesos extraños en los ultimos dìas.
— Ok los llevare — termino aceptando el jefe Swan.
Booth no quiso que el jefe de policias los llevara en el auto pratrulla. Asì que lo siguieron en la SUV.

No tardaron mucho en llegar a una gran casa en medio del bosque con grandes ventanales y aparentemente una gran cochera.
— Ya viste Huesos, estos ricos y sus exentricidades hacen que un hermoso lugar pierda su encanto con una enorme cochera donde seguramente solo han de tener un auto.
— No los juzgues, Hodgins tiene una cochera mas grande con 12 autos.
— Y porque metes a Hodgins en estos momentos.
— Es por aqui — dijo bruscamente el jefe Swan, mientras tocaba la puerta.

Cuando Booth y Brennan se giraron hacia el jefe de la policia, un hombre alto, rubio, de extraños ojos dorados y muy palido para el gusto de Brennan, ya los esperaba bajo el umbral.
— Que tal Charlie ¿Vienes a visitar a Bella? — dijo el hombre casualmente.
— Hola, no presisamente eso, traigo a unos agentes del F.B.I. que quieren hacerles unas preguntas.
— Agente Federal Seeley Booth — dijo dando un paso al frente y mostrando la placa — Y ella es mi compañera la Doctora Temperance Brennan.
— Un gusto mi nombre es Carlisle Cullen ¿En que puedo ayudarles?
— Quisieramos hacerles unas preguntas a usted y su familia, si no le importa.
— Yo podria responderles lo que deseen saber hacerca de mi o mi familia — dijo el hombre con gran amabilidad.
Detras del hombre, salio una pequeña y delgada chica, de cabello corto, oscuro y los mismos ojos dorados; que se abalanzo sobre la espalda del señor Cullen.
— No hay problema Carlisle, todos estan reunidos en la sala.
— Bien entonces adelante — Hizo un gesto con la mano.

Al entrar al enorme salon, Booth visualizo a 8 personas mas en la estancia, 4 mujeres de una belleza impecable, una pequeña niña y 4 hombres, pero dos llamaron su atencion, uno igual de palido que los otros con grandes musculos, el otro a diferencia de los demas, moreno pero tambien alto y con gran musculatura; instintivamente se irguio, inflo el pecho y sujeto su hebilla roja, para depues aproximarse a Brennan.


Temperance en cambio noto el extraño parecido entre los presentes, su piel, sus ojos; a excepcion de dos personas, un hombre que parecía de ascendencia quileute los cuales eran los nativos de esa región y una pequeña de ojos cafés aunque igual de pálida, lo cual podría explicar como una reacción congénita del lugar a excepción de que las personas que había visto en el pueblo, no la presentaban...

Parte III

(Desde la perspectiva de los Cullen)


— Hola soy Edward Cullen, díganme que los trae por aquí, agentes — se apresuro a decir Edward al notar el rumbo de los pensamientos de la doctora Brennan.
— En realidad yo soy antropóloga forense del instituto Jeffersonian, Booth es el agente, él tiene el arma — Edward asintió ante el comentario, mientras curvaba los labios ante los recuerdos de Brennan en los que Booth no le quiera dar un arma, los cuales cambiaron cuando ella noto su sonrisa, y por un momento se volvieron algo incoherentes, debatiéndose entre la atracción física y el razonamiento lógico de la causa de una sonrisa perfecta.
— Soy el Agente Especial Seeley Booth — dijo para terminar la interacción visual entre Edward y Brennan.
— Por favor tomen asiento — dijo Esme amablemente.
— Les presento a mi esposa Esme, a mis hijos; Edward, Emmett y Alice — dijo Carlisle, señalando a los tres vampiros que estaban sentados en el mismo sofá — ellos son; Bella, Rosalie, Jasper, Reneesme y Jacob un amigo de la familia.
— Hola papá — dijo Bella cuando Charlie entro — que gusto verte.
— Venimos a preguntarles si recientemente han visto o escuchado algún tipo de actividad sospechosa.
— No, no que yo sepa... — dijo Carlisle, acto seguido los demás negaron con la cabeza.
— ¿Saben si ha habido ataques de animales frecuentemente? — pregunto Booth.
— En esta temporada no es muy común que se reporten incidentes de ese tipo — interrumpió Charlie.
— Es lógico Booth, en este tiempo la mayoría de los animales ya empezó a invernar, a excepción de los Canís Lupus o también llamados lobos — aclaro Brennan al notar la cara de su compañero, haciendo que Edward reprimiera otra sonrisa — ya que pueden sobrevivir a bajas temperaturas. En el pueblo escuche que en estos bosques se localiza una manada.
— ¡Ay Huesos! no creo que unos cuantos perros, puedan catalogarse como sospechosos, a excepción de la transmisión de rabia.
— ¡¿Qué?! — dijo Jacob, dando un paso al frente con los puños cerrados y la mandíbula tensa.
— Calma Jake, vamos a jugar al jardín — dijo la pequeña Reneesme, Jacob tomo en brazos a la niña, saliendo por la puerta trasera.
— ¿La niña es su hija? — le pregunta Brennan a Edward.
— ¿Por qué lo pregunta?
— Los rasgos genéticos de la niña son muy similares a los de usted; en comparación con los demás.
— La pequeña es hija de mi hermano que murió en un accidente, mi esposa Bella y yo nos hicimos responsables de ella.
— Huesos, no seas indiscreta. Creo que por el momento es todo — dijo Booth mientras se dirigía a la puerta.

— ¿Que es lo que pasa? — dijo Bella, al ver salir a los agentes.
— Están investigando acerca de unos cuerpos que se encontraron cerca de aquí, uno en la carretera y otro a la orilla del bosque — contesto Edward para toda la familia.
— Eso no tiene nada de interesante — dijo Rosalie — Ese al parecer es su trabajo.
— Los cuerpos hallados no tenian ni una gota de sangre... — dijo Edward exasperado por el tono de Rosalie. Sorprendiendo a los otros por la declaración.
— Si eso tiene que ver con los de nuestra especie, estaré alerta — dijo Alice.
— Eso es lo más seguro, habrá que revisar si ahí algún nuevo inquilino en el poblado — contesto Jasper.
— Alguien vaya a ver al perro, creo que el lindo agente lo hizo enojar — comento Rosalie estallando por fin en risa.
— ¿Y qué me dices de la Doctora? Era sexy — dijo Emmett, haciendo reír a los demás, Rosalie paro de reír y salió por la misma puerta que segundos antes había cruzado Jacob.
— Su mente es brillante, pocas veces eh estado junto a alguien tan objetivo, racional y empírico, tiene un vasto conocimiento.
— Yo creo que entre esos dos hay algo — afirmo Esme.
— Al parecer el agente se sintió, como diría la doctora, sexualmente amenazado ante la presencia de Emmett y... Jacob, aunque después inconscientemente supo cómo darle un golpe bajo — dijo haciendo reír a un mas a los presentes.
— Veo que te simpatizo la doctora — dijo Bella acercándose seductoramente a Edward.
— Sí, es una persona con la que valdría la pena salir a tomar un café y tener una buena conversación..., aunque es seguro que prefiere la compañía del agente Booth.
— Los agentes siguen afuera — indico Jasper, que estaba a un lado de los cristales.
— El agente y la Doctora — aclaro Edward.


3 comentarios:

Anónimo dijo...

www.lunanuevameyer.com
entra y escribes alli, esta chida la pagina muchos escriben alli!!!!!!

Anónimo dijo...

Me gusto mucho esta historia ojala subas la continuacion pronto..!!:D

Anónimo dijo...

a mi me encanta bones y twilight. es por lo que vivo ojala subas mas historias... lo espero con ancias.